..
Pedro Rafael Gonzalez Chavajay
. Por Benjamin D. Paul, Univerisdad de Stanford, & Joseph Johnston
.
.
Milpas by Pedro Rafael Gonzalez Chavajay, 1994
.
Up ] Healer ] Curandero ] Operation of a Death Squad ] Operaciones de una Esquadron de Muerte ] Village Life ] Vida de un Pueblo ] Sibling Rivalry ] Rivalidad entre Hermanos ] Calendar Round ] Long Count 2012 ] Edgar's Story ] Anthropolgist & Weaver ] Ixtamer ] Ixtamer Español ] Lorenzo ] Lorenzo Español ] Mariano & Matias ] Mariano & Matias Español ] Mario ] Pedro Rafael ] [ Pedro Rafael Español ] Victor Vasquez ] Victor Vasquez Español ]
ENLACES A PAGINAS DE SECCIONES
.
El lago de Atitlán es bello, un lago idílico en el altiplano de Guatemala. Al norte, las montañas caen bruscamente en el lago. En la parte más lejana del lago se destacan tres volcanes. El volcán San Pedro que tiene una forma clásica se erige sólo, separado de los otros dos. En sus faltas, en un banco con vista al lago se encuentra la aldea de San Pedro. Las aldeas indígenas de este lado del lago hablan la lengua indígena Maya Tz’utuhil. Se puede llegar a San Pedro en bote (lancha), en días despejados el recorrido dura poco más de una hora. A pesar de que ahora el lago se puede cruzar cada hora, hace pocos años los botes iban y venían únicamente dos veces a la semana.

Fue en San Pedro la Laguna, en 1.929, que Rafael González y González mezcló tintes de anilina, disponible para teñir los tejidos coloridos de Guatemala, con la savia de un árbol local para poder pintar. Dos de los hijos de Rafael siguieron los pasos de su padre y se convirtieron en pintores. Uno de ellos sigue viviendo en Chicacao, como su padre. El otro fue a vivir a la ciudad de Guatemala, para estar mas cerca de compradores de arte. Los dos hijos mayores se convirtieron en albañiles y regresaron a San Pedro la Laguna, dónde pasaron su niñez, a casarse y formar sus familias. El mayor de estos a su vez tuvo un hijo al que llamó Pedro Rafael González, quien creció para convertirse en el primer pintor de óleo que ahora vive en San Pedro.

.
El Pan Nuestro by Pedro Rafael Gonzalez Chavajay, 1993
.
De niño, Pedro Rafael acompañaba con frecuencia a su padre a visitar a su abuelo en su casa en la finca, y le fascinaba observar cómo al llevar colores al lienzo creaba escenas de la vida diaria. En la escuela primaria el pequeño Pedro Rafael se distinguió en dibujo, e impresionó a su abuelo por su habilidad. Cuando el chico iba en quinto año, su abuelo le regaló unas acuarelas para que practicara pintura. Al año siguiente, le dio pinturas de aceite y un pincel, y le enseñó a montar un lienzo y a mezclar colores. En sexto año, el último de la escuela primaria, Pedro Rafael pintó un paisaje con un quetzal en vuelo y la cima de un volcán de fondo. Un maestro de escuela de Santiago Atitlán que había ido a San Pedro a administrar exámenes de fin de año, preguntó si era una pintura al óleo. Una vez asegurado de que así era, la compró por $1.50. En 1973 Pedro Rafael, que entonces tenía 16 años, había vendido su primer cuadro. Su abuelo había sido el primero en hacerse pintor en San Pedro, pero el nieto era el primer habitante de San Pedro que pintaba al óleo.
.
Procesion de Santo Tomas by Pedro Rafael Gonzalez Chavajay, 1996
.
A los 17 años, Pedro Rafael se fue a vivir a la Ciudad de Guatemala con su tío José Antonio, uno de los dos hijos artistas del viejo Rafael González. Ambos colaboraban en la producción de cuadros para venta. Pedro Rafael, más hábil en el dibujo que su tío, hacía los trazos. José Antonio proporcionaba los temas y hacía la mayor parte del coloreado. Los domingos exhibían sus artículos en la calle. Un día tenían como 30 cuadros expuestos frente al hotel Camino Real en la elegante Avenida de la Reforma cuando llegó Ruth Bunge en busca de material para agrandar la selección de pintura primitivista de su galeria, El Sombol Selectum, que estaba al otro lado de la calle. Compró la mayor parte de los cuadros. El precio era bajo, pero la oferta en conjunto resultaba convincente. Ruth Bunge los invitó a llevarle más cuadros a su galería cuando los tuvieran listos. Al descubrir un mercado estable, Pedro Rafael decidió hacerlo solo. Regresó a San Pedro, pintó y firmó sus propios cuadros y, en 1979, comenzó a venderle a El Sombol unas tres pinturas al mes por entre $10 y $30 cada uno, dependiendo del tamaño.

El mismo año empezó a participar en exhibiciones de pintura, en su mayor parte por premios más que por ventas, primero en una galería de Sololá, después en Chichicastenango, y más tarde en una gran muestra en la Ciudad de Guatemala llamada "Adiós al 79". Durante los primeros años de la década de los 80, y hasta que encontró que podía lograr mejores precios por otro lado, su principal salida de pinturas fue El Sombol.

En 1983 se empleó como maestro bilingüe. No era maestro de carrera y le pagaban menos que a quienes habían estudiado para serlo, pero tenía una familia que mantener y sentía que no podía depender sólo del inestable mercado de las obras de arte. Los maestros en Guatemala, por lo general, trabajan cinco días de la semana hasta las 12 del día, y están de vacaciones desde fines de octubre hasta enero, así que Pedro Rafael tenía suficiente tiempo para satisfacer su urgencia por pintar.

Pedro Rafael se distingue entre los pintores de San Pedro por el cuidado que atraviesa a todos los aspectos de su obra, desde la concienzuda selección del tema hasta la aplicación meticulosa de la pintura. Otros artistas estarán dispuestos a pintar por una paga, pero Pedro Rafael afirma que él no puede pintar a menos de que esté inspirado. Sostiene que sus lienzos pequeños requieren casi de tanta preparación mental como los grandes. Reflexiona sobre las ideas para tema de sus cuadros hasta que siente que el momento es oportuno. Entonces, en la noche, cuando los demás se han ido a dormir y puede trabajar sin interrupciones, hace sus bosquejos con esmero. Para Pedro Rafael, la parte más creativa del proceso de pintar es la transformación de su imagen mental en un bosquejo sobre el lienzo. Para él, la aplicación del color es algo casi automático. Lentamente da un brochazo de pintura sobre el lienzo y se pasa varios minutos trabajando en él antes de aplicar el siguiente brochazo.

.
Pedro Rafael Gonzalez Ch. with work in progress
.
Como pintor certero, tiene una idea clara de qué colores van dónde y de cómo mezclarlos. Una característica notable de su pintura es la manera en que procede: comenzando en una esquina superior del lienzo, pinta el cuadro prácticamente en su versión final conforme sigue hacia la esquina opuesta a aquella por la que empezó, como si estuviera desenvolviendo un tapete oriental. Sus pinturas son ricas en colores sutiles, pero esta riqueza se plasma en la pintura conforme trabaja pulgada a pulgada, y no mediante el trabajo consecutivo sobre la pintura. El retoque se limita a completar los diseños de la ropa hilada que usan las figuras del cuadro, o a una rama en primer plano que enmarca la orilla de la pintura. Algunos observadores dicen ver semejanzas con Rembrandt en la predilección de Pedro Rafael por los tonos oscuros y la diestra interacción de luz y sombra.
.
. ENLACES A PAGINAS DE SECCIONES
Up ] Healer ] Curandero ] Operation of a Death Squad ] Operaciones de una Esquadron de Muerte ] Village Life ] Vida de un Pueblo ] Sibling Rivalry ] Rivalidad entre Hermanos ] Calendar Round ] Long Count 2012 ] Edgar's Story ] Anthropolgist & Weaver ] Ixtamer ] Ixtamer Español ] Lorenzo ] Lorenzo Español ] Mariano & Matias ] Mariano & Matias Español ] Mario ] Pedro Rafael ] [ Pedro Rafael Español ] Victor Vasquez ] Victor Vasquez Español ]

To contact us write: Arte Maya Tz'utuhil, P.O. Box 40391, San Francisco, CA 94140.  Telephone: (415) 282-7654. I will be away from Thursday August 15 until Saturday August 23. Email me at

All paintings and photographs 12345Copyright © 1988–2013 Arte Maya Tz'utuhil
Todas pinturas y fotografías son
Derechos Reservados © 1988–2013 Arte Maya Tz'utuhil


67890 Sitemap ugg jp Black Friday